Díselo a quien maltrata (Carta a un maltratador)

Por aquí estoy otra semana más con mi actualización de relatos de esperanza, que ahora paso a realizarla cada dos semanas ya que la semana del medio me toca hacerla sobre películas. La actualización de hoy, como ya había dicho anteriormente, va a estar relacionada con el día en contra de la violencia de género (25 de Noviembre).

Esta redacción fue la que presenté el año pasado al concurso de cartas “Dillo a quen maltrata” (Díselo a quien maltrata). Así que aquí os la dejo. Espero que me digáis vuestra opinión sobre esta redacción, pues de lo errores se aprende.

Díselo a quien maltrata
Con tinta transparente te escribo esta carta. No es tinta, sino lágrimas que van descendiendo suavemente por mi rostro y se van deshaciendo contra el papel que ahora mismo sostienes entre tus poderosas manos de hierro. Lloro porque me acuerdo de tu mujer, una mujer que pensaba que lo tenía todo: una casa hermosa, dos hijos maravillosos y, sobre todo, un hombre al que quería con locura. No había cosa más deseara que volver a casa para juntarse nuevamente con la persona que era dueña de su corazón, pero esta felicidad pronto comenzó a cambiar. Las palabras hermosas que ella había escuchado se transformaron en insultos y las caricias en fuertes golpes. Con todo esto ella empezó a creer realmente que todo lo que él decía era verdad, y que era una inútil que no servía para nada. Todas las noches se encerraba en su habitación a llorar, pero siempre asegurándose de cerrar bien la puerta para que los dos pequeños que estaban ya durmiendo, no se despertaran y se dieran cuenta de la horrible situación que estaban a vivir.

Cada vez que llegabas a casa, totalmente bebido y te ponías a gritar porque según tú la cena que ella acababa de preparar con muchísimo cariño no sabía nada bien, ella lo aguantaba, pero por dentro se le derramaba el alma. Un día decidió llevarte a los tribunales, pero tú con tus regalos la conseguiste convencer de lo contrario, y por encima le robaste un perdón de sus ya tan heridos labios. Sin ella darse cuenta estaba a poner sobre la mesma su propio y injusto castigo, que podía haber llegado a alcanzar la muerte de no ser porque consiguió después de mucho sufrir, darse cuenta de que aquello era un sin vivir y que no tenía sentido.

Una hermosa tarde de febrero mientras tú estabas dando vueltas, recorriendo todos los bares de la ciudad, recogió todas sus cosas y arropó a sus niños con cariño y salió precipitadamente escaleras abajo en dirección a la comisaría más próxima. Allí un hombre de mediana estatura y bastante gordo la recibió. Ella le contó todo lo que le estaba sucediendo, pero este dijo que no había pruebas suficientes, tenía herida toda la cara, pero no había pruebas suficientes, según él habían sido provocadas por una caída.

Ella salió de allí decepcionada y preocupada, no podía regresar a su domicilio,sería un suicidio.Esa noche decidió alojarse en una estación de metro próxima a la comisaría y probar suerte al día siguiente.Tan pronto se despertó, por las suaves caricias se los pimeros rayos del Sol entrando por una pequeñita ventana que había a su lado, corrió en dirección a la comisaria y allí se encontró a un chico joven, bastante alto y muy elegante, este fue su salvador, para ella fue un ángel caído del Cielo. La ayudó todo lo que pudo y entre el duro trabajo de los dos consiguieron llegar a su objetivo.

Ahora entre fuertes barrotes estarás a leer mi carta, no servirá de mucho, ya que a la gente con esos pensamientos es difícil de cambiar, pero sí me gustaria conseguir que te des cuenta de que esto no es ningún juego, esto es la vida real y para poderla llevar como un juego primero tienes que aprender a jugar, es decir, aprender a vivir.

Atentamente

Hasta aquí mi actualización por hoy, ya dije que espero vuestros comentarios, y pido disculpas por los errores que pueda haber a lo largo de la carta, pues está traducida del gallego y se me ha podido “colar” alguna errata; agradecería que me comunicarais los posibles fallos. Gracias!!!

Un saludo!!!

(Laura García)

5 comentarios en “Díselo a quien maltrata (Carta a un maltratador)

  1. jooo!

    eu non sei como fas que todo che queda precioso!!!

    teño ganiñas de verte!

    bks!

  2. Yo sí sé cómo lo hace: Laura tiene sensibilidad y tiene talento.

  3. El sabado pasado un boy de ESPECTACULOS JUNIOR destrozo mi despedida de soltera. El tio que hizo la actuacion, por no llamarle otra cosa, me invito a subir a la tarima pero yo me nege, sin embargo me sacó a escena contra mi voluntad, y una vez en el escenario me tiró al suelo, me arrastró por el pelo y al final me obligó a tocarle los genitales.

    Aunque el responsable del restaurante pidió disculpas por la brusquedad del stripper, pedi la intervención de la policía, que detuvo a este sujeto. A continuacion nos trasladamos hasta el hospital para comprobar el estado de las lesiones. El parte refleja rozaduras y contusiones en la cabeza. Raul Laynez Cerezo ha sido puesto a disposición judicial.

    Desgraciado vas a pagar el humillante estado en el que me dejaste, chillando y llorando a lagrima viva. La forma en que me trato no se la merece nadie y espero que tarde o temprano se haga justicia.

  4. una carta muy bonita ojala todas las mujeres maltratadas tubieramos el valor de alejarnos de esos desgraciados que nos hacen sentir pequeñas e insignificantes. y levantar nuestro rostro como las princesas que somos

  5. Porque nos maltratan que ganan con eso porque es el daño acaso no sabe que viene de una mujer porque pega si disen te amo porque la humillación por que esto porque nos destruyen acaso no sabe que soy mujer y no puedo contigo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s